conocer-el-costo-de-tus-productos-servicios

8 ventajas de conocer el costo de tus productos y servicios

8 Ventajas de saber el costo de tus servicios y productos

Sí, estoy consciente de que los números no son tu fuerte, también estoy consciente de que el solo hecho de tener que abrir una hoja de cálculo hace que se te pongan los pelos de puntas pero tristemente, debes hacerlo.

Ser emprendedor no se trata únicamente de tener una idea maravillosa y que todo el mundo esté dispuesto a pagarte por ello, también estás en la obligación de saber administrarlo, de lo contrario tu idea maravillosa se irá por el barranco de la amargura o en el peor de los casos, el fracaso.

Y no pretendo desilusionarte, lo que quiero es que logres entender la importancia de saber administrar tu dinero y esto no se trata de gastar menos de lo que vendes.

Hoy quiero hablarte de las ventajas de entender los costos de tu emprendimiento.

Políticas de fijación de precios

Estoy convencido de que, más o menos, tienes una noción de cómo ponerle el precio a tus productos y servicios. Haces un cálculo mental o en una servilleta, ves los precios en el mercado y tomas una decisión del precio que le pondrás a tus productos y servicios.

Esto vendría a ser como hacer un clavado en una piscina donde el agua está verde y no ves el fondo. Te puedes reventar la cabeza o te puede salir el clavado perfecto.

Yo prefiero tener la certeza que no me voy a reventar la cabeza.

Si no quieres reventar tu cabeza a la hora de fijar el precio de tus productos y servicios, debes saber de primera mano cuánto te cuesta producir esa idea tan maravillosa, no existe otra fórmula.

Aquí no hay matices: o haces la estructura de costos bien, o la haces.

Para que puedas establecer el precio de tus productos y servicios, debes hacerlo sobre una base cierta (estructura de costos) y no sobre una base incierta (cálculos mentales o aproximados).

Establecer márgenes de ganancia

¿Cómo sabes cuáles son tus márgenes de ganancia sin tener tu estructura de costos? No tienes manera alguna de saber, no te engañes. Necesitas saber cuánto te cuesta producir un producto o servicio para poder establecer tus márgenes de ganancia.

Capacidad de ofrecer promociones, descuentos, ofertas y otros

¿Te suena ver en tiendas descuentos del 30%?

¿Paga dos y lleva uno gratis?

¿Compra dos y el tercero sale al 50%?

Supongo que ni por asomo piensas que estas promociones u ofertas, son producto de cálculos mentales o en una servilleta. Esto se logra únicamente conociendo a la perfección la estructura de costos de los productos y servicios.

Conocer con más exactitud las finanzas de tu emprendimiento

Cuando conoces de primera mano la estructura de costos de tu emprendimiento, estarás en

capacidad de saber con exactitud aquellas partidas más representativas sobre las cuales nunca debes perder de vista, sobre las cuales debes tener más cuidado, o sobre las cuales representan la mayor parte de tus costos, son datos que una vez analizados te darán muchísima más claridad sobre tu emprendimiento.

Mejorar tu flujo de efectivo

Si no conoces tu estructura de costos, si no sabes cuáles son tus márgenes de ganancias, si no sabes cuánto representan tus gastos en tu estructura de costos, ¿cómo podrás mejorar tu flujo de efectivo? No hay manera de que lo puedas hacer, nuevamente te lo digo, necesitas tener una base cierta y no incierta para poder tomar decisiones sobre tu flujo del efectivo. Debes conocer el costo de tus productos y servicios.

Lo que no se mide, no se puede mejorar

Debes crear indicadores que te permitan mejorar tu estructura de costos que a su vez te permitirá ajustar el precio de tus productos y servicios. Por ejemplo, si soy una empresa de servicios, yo podría fijar un indicador donde, de mi facturación, el gasto de nómina no me represente más del 5%.

O si eres un emprendedor, donde conviertes materia prima en un producto terminado, podrías crear un indicador donde el costo del envoltorio no represente más del 5% del precio del producto.

Ojo, me estoy basando solo en especulaciones, no conozco de primera mano tu emprendimiento.

Te permite jugar con el mercado o con tu competencia

Desde el primer momento que sabes cuánto te cuesta un producto o servicio de tu emprendimiento, estarás en la capacidad de jugar con el mercado y con tu competencia. Nunca podrás hacerlo al revés, ya que lo harás sobre una base incierta. Si quieres bajar precios para captar más clientes que tu competencia, debes conocer la estructura de costos de tu emprendimiento, así de sencillo, no existe otra fórmula, sin correr riesgo alguno, debes conocer el costo de tus productos y servicios.

Ayuda en el proceso de toma de decisiones

Sin duda alguna, cuando quieres tomar decisiones sobre tu emprendimiento, debes hacerlo sobre aquellas cosas que pueden medir, sobre una base cierta y no incierta, los puntos anteriores no sólo te ayudarán a entender mejor tu emprendimiento, te ayudarán a tomar mejores decisiones.

Conclusión: Te invito a perderle el miedo a los números… No solo te ayudará a tomar mejores dicciones, también te dará una visión de 180 grados de las finanzas de tu emprendimiento y aprenderás a conocer el costo de tus productos y servicios.

No olvides que yo te puedo acompañar en todo este proceso de entender las finanzas de tu emprendimiento con mi asesoría 180 grados..

flujo-del-dinero

El flujo de efectivo es la sangre del negocio 【Finanzas 2021】

No te des mala vida buscando miles de definiciones por la web. El flujo de efectivo, es el dinero constante y sonante que entra y sale de tus cuentas bancarias. Así de sencillo.

Yo prefiero sacrificar márgenes de utilidad a cambio de ganar flujo de efectivo. Quizás te suene un poco descabellada esta afirmación y hasta cierto punto puede que tengas razón en dudar de ella. Pero la mayoría de las veces, el flujo de efectivo es lo que salva a un negocio de tener problemas de liquidez graves.

Lo que sí es cierto, es que el flujo de efectivo depende de cada modelo de negocio ya que existen negocios con mucho flujo del efectivo y otros con menos.

Sin lugar a duda, “El flujo de efectivo es la sangre del negocio” y quiero centrarme en este punto.

Por ejemplo, en tiempos de crisis, el flujo de efectivo pasa a ser una prioridad.

Fue necesario que esta Pandemia nos diera una bofetada en la cara para entender la importancia del flujo del efectivo. Seguramente tus ingresos se vieron mermados en gran medida y por consiguiente, te quedaste con pocos recursos económicos en tu cuenta bancaria, lo cual no te dejó más alternativa que recurrir a tus tarjetas de créditos, créditos bancarios o salir corriendo y pedir dinero a algún amigo o familiar. Y no solo te paso a ti, a mí también y a la gran mayoría de mortales. Lo peor es que, los pocos ahorros se han ido consumiendo.

Y ahora, ¿qué puedes hacer?

Sin temor a equivocarme, en tiempo de crisis lo único que mantendrá a flote tu negocio o tu emprendimiento, será el flujo de efectivo. Él será el responsable de resolver la gran mayoría de problemas que se pueden presentar y además, será quien pague tu salario. Por ello y ahora más que nunca, debemos trabajar en generar flujo de efectivo.

¿Cómo generar mayor flujo de efectivo?

No existen fórmulas mágicas en este apartado. Por supuesto todo va depender de tu modelo de negocio o de tu emprendimiento.

5 formas para mejorar tu flujo del efectivo:

Rotación de cuentas por cobrar

Justo empezó la pandemia, hiciste una gran venta, pero a crédito de 45 días… TERRIBLE pasarás 45 días sin ver ese dinero en tu cuenta y quizás hasta más, ya que la pandemia no solo afectará a tu emprendimiento, también a tus clientes. Si quieres que ese dinero entre a tu banco lo más pronto posible, no te quedará más remedio que negociar esas condiciones con tu cliente, sacrificando tus márgenes de ganancia.

Crea unas políticas de rotación de cuentas por cobrar que beneficien tu flujo de efectivo.

Políticas de inventario

 Conozco infinidad de negocios con muy poco flujo de efectivo, pero con stocks de inventario para años. Esto es un error gravísimo. El inventario es dinero pero debes salir a venderlo, y de paso debes cobrarlo para tenerlo en tu cuenta bancaria y esto suele llevar bastante tiempo.

También hay infinidad de inventario que se puede quedar obsoleto en el tiempo, y esto se debe a una mala política de rotación de inventario.

Por ello, no es justificable comprar todo el inventario que esté a tu alcance, salvo ciertas

excepciones. Te invito a que tengas unas políticas claras sobre la rotación de tus inventarios.

Descuentos y/o ofertas

En tiempos de crisis debes generar la mayor cantidad de flujo de efectivo posible, no descartes la posibilidad de ofrecer descuento u ofertas. Pero si no tienes una estructura de costos de productos y servicios bien diseñada, vas a correr el riesgo de vender por debajo del costo y esto se llama PÉRDIDA.

Puedes consultar dos artículos que escribí sobre cómo poner precio a tus productos y servicios: 1. Precio de servicios, y  2. Precio de productos.

Perdiendo dinero, ganando flujo de efectivo

Puede que te suene sumamente descabellado esto pero en ciertas condiciones, te puede convenir vender algún producto o servicio por debajo de tus costos, siempre que esas pérdidas las repongas en otros productos y servicios. Esto te va a permitir generar flujo de efectivo.

Ojo, esto no lo puedes hacer sin ninguna estrategia a tus espaldas, puedes aplicar muchas fórmulas. Por favor, haz un análisis en profundidad, no lo tomes a la ligera.

Sacrifica márgenes de utilidad para generar flujo de efectivo

Solo existe una manera muy sencilla de explicar este punto: ¿De qué te sirve tener márgenes altos de utilidad si las mismas estarán en tus cuentas por cobrar? De muy poco, por ello te invito a que hagas un análisis en profundidad de este punto y determina qué es lo que más te conviene en este momento.

El poder de la negociación

En tiempo de crisis no sientas temor a la hora de negociar con tus clientes, proveedores o con tu equipo de trabajo.

Siempre que negocies tienes que estar dispuesto a entregar algo a cambio (descuentos, ofertas, condiciones, entre otros)

Conoce tu estructura de costos

Nada de lo anterior tendrá algún sentido, si no conoces de primera mano la estructura de costos de tu emprendimiento. Conociendo la estructura de costos podrás tomar decisiones sobre una base cierta  y no sobre una base incierta.

En el mundo del emprendimiento, lo que no se mide, no existe, y si no existe, no se pueden tomar decisiones.

“El flujo de efectivo es la sangre del negocio”

En mi asesoría 180 grados tendrás todas las herramientas necesarias para poder entender las finanzas de tu emprendimiento.

Cuéntame alguna política que uses para mantener tu flujo de dinero.

como-poner-precio-productos

Cómo poner precio a tus productos

¿Sabes cómo valorar tus productos?

En el artículo anterior: Cómo poner precio a tus servicios, abordé la complejidad existente a la hora de establecer el precio de tus servicios. En este artículo, me centraré en poner el precio a tus productos cuando se involucra un proceso de manufactura.

Cuando te hablo de manufactura es porque se involucra la transformación de cualquier materia prima en un producto terminado. Esto puede ser la elaboración de una torta, un pastel, un plato de comida, bisutería o cualquier otro producto terminado.

Para efectos de este artículo, te pondré como ejemplo la elaboración de una torta de chocolate.

Receta de tus productos

Por supuesto, es necesario saber con exactitud la receta de tu torta de chocolate, aquí no me sirve que me digas que la receta la tienes en tu mente. Necesito que agarres un papel y un lápiz, o una hoja de cálculo y empieces a anotar cada uno de los ingredientes, con sus medidas exactas y con el tiempo de elaboración de la torta, hasta el momento que esté terminada por completo.

No vale que hagas cálculos por tazas, o cucharadas, o chorrito de leche. Usa medidas específicas.

Estandariza tu receta

Aquí se trata de que tu receta esté 100% estandarizada, seguramente no querrás que tu torta de chocolate pese hoy un kilo y el día de mañana pese 2 kilos. Si vas a tener distintos tamaños de torta, debes tener una receta distinta para cada torta. Esta será la única manera que tendrás para distribuir de manera correcta tus costos de elaboración de esa torta.

Distribuye tus costos

Una vez que tienes tu receta 100% detallada y estandarizada, podrás asignar el costo de producción a cada uno de los ingredientes de la torta, por ejemplo:

Si tu receta lleva 200 gramos de harina, y el paquete de harina de un kilo cuesta $20 deberás hacer el siguiente cálculo:

1 kilo equivale a 1.000 gramos.

$20 divididos entre 1.000 gramos, te dará el precio por cada gramo, y si tu torta necesita 200 gramos, haces la multiplicación.

En este caso esos 200 gramos que necesita tu torta equivalen a $4.

Debes aplicar este proceso con cada uno de los ingredientes que se encuentran involucrados en la elaboración de la torta.

He diseñado una asesoría de 180 grados donde te acompaño en tu proceso de ponerle precio a tus productos y servicios.

Costo por hora

Tu torta no está elaborada únicamente de ingredientes, en el proceso también se incurre en gastos adicionales a los materiales, como puede ser: energía eléctrica, agua, gas o mano de obra.

Si tomamos como referencia tu costo por hora del ejercicio del artículo anterior, donde se fijó en $8 y tu torta requiere de 3 horas (todo el proceso de elaboración) serian $24 por la elaboración de la torta.

Costo total

Suma los costos del punto 3 más los costos del punto 4 más el envoltorio o la caja que vayas a utilizar para la entrega de la caja y así, tendrás el costo total de la producción de tu torta de chocolate. Solo quedaría establecer el margen de ganancia de tu torta.

Margen de ganancia

Ni sueñes que te diré yo en cuanto debes establecer tu margen de ganancia. Como explicaba en el artículo anterior, va depender de muchos factores. Depende de tu competencia, también depende de, si quieres sacrificar utilidad para ganar flujo de caja, si quieres entrar con fuerza en el mercado de tu competencia.

Te invito a que hagas un análisis en profundidad de lo que quieres alcanzar a la hora de fijar el precio de tus productos.

Conclusión

 – Ten tu receta 100% detallada.

– Si tienes distintos tamaños de torta, usa distintas recetas.

– Estandariza tu receta para no estar modificando la estructura de costos.

– Sabiendo cuánto te cuesta producir tu torta de chocolate, podrás jugar con el mercado, ofreciendo descuentos u ofertas sin temor a estar perdiendo dinero

He diseñado una asesoría de 180 grados donde te acompaño en tu proceso de ponerle precio a tus productos y servicios.

Si necesitas ayuda, déjame un comentario.

como-poner-precio-servicios-productos

Cómo poner precio a tus servicios

¿Sabes cómo valorar tu trabajo y servicios?

He conocido a emprendedores muy buenos, con unas ideas maravillosas y excelentes vendedores.

Pero muchas veces, terminan en el mismo punto: donde realmente suelen fallar es en el manejo de las finanzas de sus emprendimientos.

Seguramente en más de una oportunidad habrás escuchado la siguiente frase: “es que los números no son mi fuerte”.

Y sí, eso puede ser una realidad, pero si tu sueño es poder tener un emprendimiento sostenible en el tiempo y que, además, puedas vivir de él, es hora de que rompas ese paradigma y hagas los ajustes necesarios para operar desde una postura mucho más estratégica.

Los emprendimientos o empresas están concebidas para generar dinero, para tener rentabilidad y flujo de caja, ¿o no es tu caso?.

Si quieres entender las finanzas de tu emprendimiento o empresa, debes empezar por lo más básico:

Costos

Tómalo con calma, respira profundo y abre tu mente, saca esa frase cliché de tu pensamiento “es que los números no son mi fuerte”. Sé que ya tienes esa idea maravillosa que te hará ganar dinero, pero lo primero y más importante es saber cuánto te cuesta producir esa idea.

¿Te parece poca cosa?

Cuando hablamos de emprendimientos o modelos de negocios, se pueden clasificar en 3 renglones.

  • Servicios
  • Manufactura (transforma materia prima y la conviertes en un producto).
  • Compra y venta de productos terminados.

Quiero que te centres en los dos primeros que, con frecuencia, son los que tienen cierto grado de dificultad para realizar la estructura de costos.

Costos para servicios

Servicios es todo aquello donde se involucra conocimiento tecnológico, legal, creativo o intelectual. Por lo general, es donde encontrarás mayor dificultad  a la hora de crear tu estructura de costos, o establecer el precio con el cual quieres cautivar a tus clientes.

Para poder hacer tu estructura de costos, y poner precios a tus servicios necesitas conocer de primera mano lo siguiente:

  • Presupuesto mensual.
  • Costo por hora.
  • Márgenes de ganancia.
  • Expectativa de tu cliente.
  • Alcance de tus servicios.

Presupuesto mensual

Desde ya abre una hoja de cálculo y empieza a anotar todos aquellos gastos fijos y variables mensuales en los que incurres, como por ejemplo:

a- Gastos de comida.
b- Alquiler.
c- Seguros.
d- Otros gastos.

Anota cada uno de los gastos imprescindibles que necesitas para vivir y para realizar tu actividad como prestador de servicios. Como podrás darte cuenta aquí no vale meter gastos innecesarios como vacaciones o cosas similares. Solo debes incluir lo imprescindible.

En esta hoja de cálculo podrás tener dos partidas:

a- Gastos fijos.
b- Gastos variables.

  • Gastos fijos:

Son los gastos que no varían mes a mes, los que se mantienen igual en el tiempo, como puede ser:

a- Alquiler.
b- Seguros médicos.
c- Internet.

  • Gastos variables:

Son aquellos gastos que pueden variar dentro de un mes corriente, como pueden ser:

a- Comida.
b- Mantenimientos.
c- Ocio y entretenimiento.

La suma de los gastos fijos más los gastos variables te dará el total de los gastos en los que

incurres durante un mes. Supongamos que en tu caso sería 1500$ mensuales.

Costo por hora

En este punto, ya has determinado que tus gastos mensuales son de $1500. El siguiente paso es determinar cuánto cuesta una hora de tu tiempo. Para ello necesitas:

  1. Establecer cuántos días laborales tendrás al mes.
  2. Establecer cuántas horas diarias vas a dedicar a tu emprendimiento.

En un mes normal tendrás 24 días hábiles, entendiendo que los fines de semana serán para dedicarlos a la familia.

Si dividimos tus gastos entre la cantidad de días hábiles que trabajarás durante un mes, tendremos como resultado en promedio nuestro gasto diario. En tu caso sería $62,5.

Por regla general, un día laboral consta de 8 horas. Esto quiere decir que si divides tus gastos ($62.5) entre las horas diarias, tendrás tu costo por hora de $7,81.

Bingo, ya sabes que una hora de tu tiempo cuesta $7,81 ($8 redondeado).

Márgenes de ganancias

Cuando hablamos de márgenes de ganancia podríamos hacer hasta un libro documental. Son muchos los factores a tomar en cuenta pero quiero que te centres en esto:

  1. Tu competencia.
  2. Tu experiencia y trayectoria.

Siempre es recomendable saber qué está haciendo tu competencia para fijar el margen de ganancia de tus servicios, pero no quiero que te quedes solo con este punto, saber quién es tu competencia es muy relativo y depende de muchos factores.

Tu experiencia y trayectoria marcará la diferencia a la hora de establecer tus márgenes de ganancia. Supongamos que eres una persona con mucha experiencia a tus espaldas. En tu caso pondremos un margen de ganancia del 100%.

Tu costo por hora es de $8 por 100% de margen de ganancia sería $8. Esto quiere decir que tú deberías cobrar una hora de tu tiempo en $16.

Alcance de tus servicios

Puede que te parezca que el trabajo más difícil ya está hecho. Lamento desilusionarte, no basta saber cuánto cuesta tu hora de trabajo más tu margen de ganancia. Ahora te toca hacer un diagnóstico sobre los requerimientos de tu posible cliente.

¿Por qué?

Sencillo, si no sabes cuántas horas vas a dedicar a ese cliente, ¿Cómo pretendes poner el precio de tus honorarios? Por ello, te recomiendo que antes de fijar tu precio para determinado cliente, tengas claridad en estos aspectos:

  1. Diagnóstico de las necesidades de tu cliente.
  2. Expectativas de tu cliente.
  3. Alcance de tus servicios.

Aunque el 100% de tus clientes se dediquen exactamente a lo mismo, esto no quiere decir que tendrán las mismas necesidades, por ello, es imprescindible hacer un diagnóstico riguroso del porqué ese cliente necesita de tus servicios. Recuerda que el cliente en muchas ocasiones no tiene claridad sobre aquello que está necesitando, solo tiene una idea básica. Por ello, la importancia de un buen diagnóstico. Esto te dará la oportunidad de conocer con precisión cuáles son sus necesidades, sus expectativas y por supuesto, sabrás cual será el alcance de tus servicios, o dicho de otra manera, sabrás cuántas horas necesitarás dedicar a ese cliente.

En tu caso particular, podemos decir que a determinado cliente le vas a dedicar 8 horas por un servicio.

Si tu costo por hora es de $16 y le vas a dedicar 8 horas, esto quiere decir que le deberías cobrar por ese servicio $128.

Conclusión costo de servicios

Saber cuánto te cuesta una hora de tu tiempo, te dará la oportunidad de ponerle el precio a tus servicios y te dará la certeza de poder ofrecer descuentos sin temor a estar perdiendo dinero. También, te dará la oportunidad de ofrecer ofertas y podrás conocer de primera mano cuál será tu punto de equilibrio. Te ayudará en el proceso de toma de decisiones.

Costos de manufactura

En vista de lo extendido de este artículo, he decidido hacer un artículo aparte para abarcar todo lo referente a costo por manufactura el cual te llegara muy pronto.

Si quieres saber con mayor precisión cuanto cobrar por un servicio te invito a descargar mi ebook: Costo por hora.

Cuéntame, ¿Qué criterios usas para poner precio a tus servicios?